Introducción a la actividad económica de la Montaña Palentina

El objetivo de la entrada de hoy es que sirva como marco para ubicar nuestra comarca dentro de una perspectiva económica; me parece básico conocer cuál es el entorno económico en que nos desenvolvemos, más si cabe porque el tema está directamente ligado a mi profesión (economista).

Comenzamos: como en casi todas las cosas, para comprender qué sucede hoy es necesario conocer lo sucedido en el pasado; de esa forma, nos vamos a remontar a finales del siglo XIX, años en los que se introduce y desarrolla en nuestra comarca lo que algunos llaman “la industria extractiva” o, de forma mucho más sencilla, la minería. Este punto originó cambios no solamente económicos sino también sociales, culturales, demográficos, etc.; como tengo pensado profundizar sobre el tema minero, lo iremos analizando en posteriores artículos. En paralelo al desarrollo de la minería, la agricultura y la ganadería continúan evolucionando y mejorando su productividad; ambas actividades se encuadran dentro de lo que habrás oído alguna vez definir como el “sector primario” de la economía.

Ganaderia pastando enla Montaña Palentina

Ganaderia pastando en la Montaña Palentina

Décadas después, esa situación va provocando un auge de la construcción y de los servicios; éstos últimos constituyen el denominado “sector terciario” de la economía. El motivo del crecimiento señalado no es otro que la necesidad de dotar a la zona de las infraestructuras necesarias para dar cobijo a los miles de personas que llegan a la comarca. La época a la que hago referencia la podemos situar justo antes de la Guerra Civil, siendo estos posiblemente los años más prósperos de la zona (siempre hablando en términos económicos); por el contrario, aquella época fue de una conflictividad social muy notable, como ocurrió en casi todas las cuentas mineras del Norte.

En los años cuarenta sigue el desarrollo creciente de la actividad minera, por dos motivos fundamentales:

  • La demanda de carbón aumenta como consecuencia del fin de la Segunda Guerra Mundial y el importante desabastecimiento que sufría Europa.

  • La política practicada en España era de autarquía: por si este término te “descoloca”, puede definirse como aquella política económica que se basa en la autosuficiencia, evitando a toda costa realizar intercambios comerciales con el exterior; eso es lo que se hizo en este país durante los años 40 y 50. Grave error!!! (esto tómalo como mi opinión personal, no como información, aunque hay casi total unanimidad de pensamiento en este punto).

Mina-photo credit: Senderismo Sermar via photopin cc

Mina-photo credit: Senderismo Sermar via photopin cc

En los años cincuenta, como consecuencia del incremento del nivel de población y del repunte del consumo nacional, comienza el auge de las plantas industriales; este es el último pilar de la economía que faltaba por mencionar: “el sector secundario”. La principal industria que nace en la región es la de las galletas, que aún hoy sigue vigente, aunque ha sufrido duramente la crisis económica en la que aún hoy nos hayamos inmersos.

Pasan los años y, como sabes, a lo largo de los años sesenta y setenta se produce la mecanización de las tareas del campo y un flujo migratorio muy importante hacia otras regiones de España, con el consiguiente despoblamiento de la zona. Únicamente este efecto negativo fue parcialmente compensado por la construcción de una serie de pantanos (existen un total de 5 en una comarca tan reducida como la nuestra) que impulsaron la industria energética.

Como resumen de la situación actual, se puede concluir que el sector agrario y ganadero han perdido mucho peso, la industria ha ido también en declive pero en menor medida que el sector primario, mientras que el sector de los servicios es el único que ha crecido notablemente durante el periodo analizado. Quizás hayas oído en alguna ocasión hablar de algo que los medios de comunicación denominan la “terciarización de la economía”……pues no es ni más ni menos que lo narrado arriba, siendo nuestra región un claro exponente de lo sucedido a nivel nacional.

Profundizaremos en otros temas que forman parte de la actividad económica de la zona en posteriores entradas; creo que conocerlos siempre enriquece nuestra cultura sobre cualquier región.

Sigue tu norte!!!

6 pensamientos en “Introducción a la actividad económica de la Montaña Palentina

    1. César Autor

      Muchas gracias, Pedro. Intentaré mantener el listo alto y que os resulte siempre ameno e interesante.
      Un abrazo.

      Responder
  1. Carmen Yegler Velasco

    eso que llamas “autarquía” no se debió más al aislamiento del “régimen” que a otra cosa….vamos, lo digo desde la ignorancia en economía…pero me parece a mi que nos quedamos aislados no solo por el Paquito…también por que pasaron de nosotros ampliamente….fuimos su campo de experimentación prebélico y luego…ahí te quedas…con tus vacas, tu agricultura y tus minas ¿no?
    A cuanto sale la vaca César? me han dicho que no compensa…que come más de lo que produce….pero parecen tan cariñosas y tranquilas…..

    Responder
    1. César Autor

      La autarquía fue el eje que definió la politica económica llevada a cabo en los primeros 20 años de la etapa franquista, concretamente hasta 1959, cuando se apueba el Plan de Estabilización; a partir de esa fecha hay una mayor apertura comercial al exterior. En cuanto al motivo que la provocó es doble: por un lado, la política económica del gobierno de Franco era intervencionista (como sucede con cualquier régimen dictatorial) y por otra parte, en el ámbito internacional a partir de 1945 (fin de la 2ª Guerra Mundial) se instaura un fuerte proteccionismo comercial y financiero, reforzado por el aislamiento impuesto a España por razones políticas.
      En cuanto al tema de la inversión en vacas, mientras no coticen en el Ibex es bastante complicado emitir una opinión….jejeje.
      Un beso de nuevo, Mamen.

      Responder
  2. Carlos

    Hola majo. Aquí me tienes pasando un ratito contigo. Como dice Sonia estás haciéndolo muy bien. Te seguiré. Me gustan tus temas, amigo.

    Responder
    1. César Autor

      Hola, Carlos. La verdad es que, como siempre me sucede, es una inyección de “moralina” ver que os gusta lo que voy publicando. Mil gracias por tu comentario.
      Un abrazo.

      Responder

Deja un comentario